Publicado: 13 de Junio de 2016


Hasta la mitad de los casos de asma tienen un origen alérgico y en niños se dispara hasta el 80%, según los datos difundidos por la farmacéutica Boehringer Ingelheim con motivo de la campaña 'Actúa y Respira'.

Los alérgenos más relacionados con el asma son los ácaros del polvo, los pólenes, los epitelios de animales como perro, gato, caballo, roedores y los hongos de ambiente. 

Dependiendo de la zona geográfica, actúan unos más que otros. En zonas de interior predominan los pólenes, en la costa los ácaros.

En épocas de polinización las personas asmáticas no deben ir al campo. 

En referencia a los ácaros se recomiendan medidas severas en los dormitorios, poniendo fundas antiácaros en colchones y almohadas, lavando con agua caliente la ropa de la cama..., y sobre todo con mucha limpieza y ventilación.

Más información